Revisa nuestras redes sociales

¿Qué es el Mom Shaming?

Actualidad

¿Qué es el Mom Shaming?

Por Paula Bórquez

EL Mom Shaming es un anglicismo que se podría traducir como “avergonzar a las mamás” y consiste en juzgar, comentar, sugerir y hasta en algunos casos humillar las decisiones que las madres toman con respecto a la crianza de sus hijos e hijas.

Este término sirve también para poder definir el malestar que sentimos cuando somos criticadas, juzgadas y humilladas, por las cosas que hacemos o no hacemos con nuestros hijos.

Estas críticas pueden ser directas o llegar de manera más sutil en forma de consejos no solicitados, que a diario nos llegan a través de otras madres, abuelas, suegras, amigas, compañeras de trabajo, vecinas, incluso de personas desconocida… Porque lo más llamativo de este fenómeno es que la mayoría de esos consejos o juicios proceden de otras mujeres, cosa que se ha intensificado a través de internet o con el uso de  las redes sociales, porque evidentemente es más fácil criticar detrás de la pantalla anónimamente.

La lluvia de juicios y consejos no pedidos que las madres reciben a diario terminan generando una gran ansiedad por sentir que no cumplen con el patrón de madre que otros esperaban de ellas. Ni décadas de empoderamiento femenino, ni iniciativas sociales para desmitificar la construcción de la madre perfecta han conseguido eliminar el sentimiento de culpa que se activa en muchas mujeres cuando no cumplen los patrones esperados respecto a la crianza de sus hijos e hijas. Afectando su salud mental.

Algunos ejemplos

Enfoquémonos en el mundo real, ¿A cuántas les ha pasado? A la mayoría de las mujeres: “Tu hijo apenas tiene 6 meses ¿ya vas a regresar a trabajar?”, “¿Por qué le das leche de fórmula? ¿Apenas va a cumplir un año”, “Los tienes muy malcriados”, ¿Vas a salir? ¿Y con quién vas a dejar a tu bebé? Esas frases son típicas del mom shaming … ¿Te identificas? En la mayoría de los casos este tipo de críticas vienen de personas cercanas a nosotras que regularmente no comprenden que el método de educación de los hijos concierne únicamente a los padres de este.

Los temas en que más se ve cuestionada la crianza suelen ser los más controversiales, donde hay más de una postura al respecto en ámbitos como la alimentación, la lactancia, la seguridad, la disciplina o las rutinas de sueño.

Tienes que leer esto:  ¿El uso de redes sociales puede provocar cambios en los cerebros adolescentes?

Leslie Power , es psicóloga clínica y facilitadora de Círculos de Mujeres, comienza por explicar por qué las madres nos sentimos culpables por la forma en que ejercemos nuestra maternidad. «Las mujeres estemos en el ámbito que sea somos evaluadas. Si eres adolescente y sales mucho, entonces eres ‘suelta’; si no quieres ser madre y solo trabajar, ‘no tienes instinto’; si quieres dar pecho ‘te harás esclava’; si quieres meterlo a la sala cuna, ‘se va a enfermar’; si no va a la sala cuna ‘no va a aprender’», señaló la experta.

También se refirió a la falta de relevancia que se le da a la labor de ser madre. «La maternidad es invisible a los ojos de la sociedad, no se protege cómo se debería, al mismo tiempo que se culpa, con el objetivo de que funciones siempre asustadas por no cumplir con los mandatos impuestos por los demás», dijo Power.

Y…¿Qué sucede con los padres?

Al parecer ellos corren con más suerte que nosotras , respecto a este tema , ya que se tiene la errada  creencia de que cuando una mujer se convierte en madre se espera todo de ella, y  de no conseguirlo es porque no tiene las suficientes, habilidades, fortalezas o la  valentía necesaria. Aunque las cosas han cambiado bastante durante este último siglo y los hombres han empezado a involucrarse de forma significativa en las tareas del hogar, la crianza y el cuidado de los hijos, esta última sigue siendo una tarea que la realizan en su mayor parte las madres y por eso son ellas las que se encuentran de manera constante en el ojo de la crítica.

Pero, ¿Qué sucede con los padres? ¿Por qué a ellos no se les mide con la misma vara que a sus compañeras de crianza?,¿Por qué ellos no son juzgados de la misma manera?, Porque entre sus ventajas en una sociedad machista, se encuentra que nadie se meta con la manera en la que ellos crían a sus hijos e hijas.

Tienes que leer esto:  Mitos sobre el sueño infantil

Aunque los movimientos sociales relacionados al feminismo, no tan solo han tenido repercusiones en relación a las mujeres, sino que también han impactado en la deconstrucción de la concepción de hombre y padre. La cultura patriarcal instaura una visión hegemónica de lo que implica ser hombre. Esta visión ha permeado, también, el cómo se ha entendido socialmente el rol de padre, asimilándolo a una imagen de proveedor de recursos materiales, que delega la crianza en la mujer, situándolo en una posición de espectador y/o evaluador.

Estos cambios han promovido la apertura de espacios para que quienes son padres puedan conectar con la crianza desde otros lugares, antes asignados y demandados solo a las madres, como lo son, por ejemplo, el cuidado, demostraciones de afectos y preocupación por el desarrollo de los hijos o hijas. Todo esto ha ayudado a visualizar que el rol de la paternidad está repartida entre ambos progenitores y la responsabilidad de la crianza de los hijos debe darse en partes iguales ya que, tener un hijo es una decisión que se toma en pareja.

Dad Shaming

A pesar de que los ejemplos de dad shaming son infinitamente menores, existen algunos casos famosos como por ejemplo el de la actriz Chrissy Teigen y su marido, el cantante John Legend, quienes salieron a cenar juntos a las pocas semanas de que ella diera a luz. Dejaron al bebé con una cuidadora y ambos lo publicaron en sus perfiles de redes sociales, donde comenzaron los ataques contra ella por salir a cenar ‘tan pronto’. El cantante y padre contestó a estos comentarios negativos en el perfil de su mujer y los tildó de sexistas. “Qué curioso que no hay dad shaming, cuando ambos padres hemos salido a cenar. Por qué avergonzarla solo a ella, si nos van a criticar, esa actitud debería ser hacia los dos.

 Y ahí aparece claramente un ejemplo de Mom Shaming o “avergonzar a la madre”, lo que  sería un tipo de discriminación dirigida a las mujeres con hijos,  donde son tachadas de ser “malas madres”, por tener ciertas acciones que se consideran como malos comportamientos de ellas hacia sus hijos. Y es que, cuando hay que culpar, avergonzar, criticar o acusar de algo malo relacionado con la crianza de los hijos, siempre recae todo sobre la madre. Efectivamente, el término oficial es mom-shaming, no dad-shaming, aunque se suponga que la responsabilidad es de ambos.

Tienes que leer esto:  Trucos para formar hábitos saludables.

ALGUNOS CONSEJOS  DE LA PSICOLOGA PATRICIA RAMIREZ PARA EVITAR LA ANSIEDAD QUE PROVOCA EL “MOM SHAMING”

  • Haz las paces con la idea de que no eres perfecta: Ni tú ni nadie, aunque algunos presuman y muestren su supuesta perfección. “Tu vida es más fácil cuando eres humana”.
  • Programa rutinas realistas: “No puedes llegar a todo, si por todo entendemos meter mil actividades en un día, como si tuviera 36 horas, cuando el día solo tiene 24”.
  • Revisa por qué haces algunas cosas: haz una lista de los temas que más ansiedad generan respecto a los hijos y piensa si estas actuando en función tus creencias, o si responden a ideas heredadas que chocan con tu esencia.
  • Minimiza lo que cuentas en algunos entornos: Espacios como las redes sociales o el parque en hora punta… no son el mejor espacio para desahogarnos, pedir o escuchar consejos. Comparte con otras madres, pero en ambientes que resulten seguros para ti o que ya conozcas.
  • Y sobre todo, recuerda: no hay una madre ideal (ni un padre ideal) porque la perfección no existe. Hay tantas maternidades como mujeres hay en el mundo.

Paula Andrea Bórquez Torres es de Punta Arenas, psicopedagoga, diplomada en el área social y comunitaria, madre y asesora de lactancia de Lactamed Chile. Trabaja actualmente en un programa de salud mental escolar y está cursando dos diplomados: uno de crianza respetuosa y buenos tratos para la niñez, y otro de estimulación temprana. La encuentras en Instagram como @pau.borquezt (Maternidad, crianza respetuosa y lactancia).

 

Click para comentar

Debes ingresar para poder escribir un comentario Ingresar

Más en Actualidad

Subir
A %d blogueros les gusta esto: