Aprender hábitos de estudio en los hijos en 5 días
Revisa nuestras redes sociales

Consejos para aprender o retomar los hábitos de estudio

Hijos

Consejos para aprender o retomar los hábitos de estudio

niña estudiando

En relación a los hábitos de estudio, es difícil retomar la rutina en torno a los horarios y obligaciones escolares, sin embargo nos preocupa bastante como padres el hecho de retomar adecuadamente el ritmo de estudio y de cumplimiento de tareas.

Si bien nuestros hijos más pequeños podrán ir poco a poco, ya que el ritmo se va incrementando lentamente, para los niños más grandes será un mayor desafío.

Con los más pequeños se recomienda seguir los ritmos que van marcando sus profesoras, ellas son las que parten adaptando a los niños a las nuevas tareas y siguen cuando observan que ya han logrado consolidar algunos hitos básicos en la configuración de un adecuado ambiente de clases, esto hace que los niños pongan atención en clases y aprendan si mayor esfuerzo. Los padres necesitamos reforzar estos contenidos adquiridos por nuestros niños y para eso es importante que nos tomemos 30 min diarios, tengan o no tarea, para sentarnos con ellos y revisar lo que ha sucedido con las materias del colegio. No podemos dejarlos solos, ellos necesitan anclar el hecho de sentarse a estudiar a alguna figura significativa. Poco a poco se irán mandando tareas a la casa y la idea es poder acompañar en estas labores también. Mientras estudiamos con nuestros hijos vamos sentando las bases de lo que será su estudio individual en la enseñanza media.

Tienes que leer esto:  Pampers Tips: El sueño de los niños

Para los más grandes será más complejo tal vez, ya que no solo bastará con poner atención en clases sino que con su estudio personal. A veces necesitarán estudiar varias hojas de materia y el training de estudio se perdió en las vacaciones. Si bien es positivo estudiar clase a clase, esto no ocurre con la primera prueba, entonces vamos a necesitar estudiar para ésta con mayor ahínco. Vamos a establecer 4 días claves para retomar el estudio frente a una próxima evaluación, para que nuestros hijos se adapten adecuadamente y tengan buen rendimiento.

Primer día: Los motivaremos a solamente recopilar todo el material que se tiene que estudiar. Dejarlo cerca de la mesa en donde estudia habitualmente para que esté ordenado. Lo importante es que reconozca visualmente todos los materiales: que mire los apuntes, los libros, etc. De esta manera el cerebro de nuestro hijo hará una estimación del tiempo de estudio que le tomará estudiar, entonces estará tranquilo porque tendrá en cuenta este factor. En este ejercicio no demorará más de 30 minutos.

Tienes que leer esto:  ¿Qué obsequiarle a los niños? Aplica la regla de los cuatro regalos

El segundo día se debe construir un temario, acá revisar la materia y puntear lo que necesitará aprender: puede escribir en una hoja todo lo que hay que estudiar y esto hará que vaya recordando muchos de los conceptos. Luego, se sugiere que haga un cronograma de estudio y escribirlo. Tener claro cuanto tempo dedicar a cada tema es el objetivo de este segundo día. En este punto puede tomarse 2 horas.

El tercer día debe comenzar a estudiar. Pero como aún está fuera de training debido a las vacaciones, conviene que parta por un tema sencillo. Puede ser un  texto fácil o algunos ejemplos sencillos de recordar. No importa la simpleza, lo importante es que logre aprenderlo muy bien. Y la idea es que estudio. concentrado durante dos horas (puede tomarse un recreo de 15 minutos)

Tienes que leer esto:  Muñecas: la mejor opción para regalar a las más pequeñitas

El cuarto día, para comenzar debería repasar el tema del día anterior y luego añadir otro de similar dificultad que se le relacione. Se debe buscar un tema central que se ligue al estudio del día anterior para que se pueda relacionar lo que se va estudiando. Este día se espera estudiar dos horas y media.

El quinto día debemos considerar que han pasado 4 días desde que comenzó a estudiar, por lo tanto ya está habituado y es capaz de retomar al 100%.

Lo importante de esta técnica es que cada día vaya superando el esfuerzo del día anterior. De esta forma nuestro hijo no sentirá la presión de comenzar de cero y podrá concentrarse adecuadamente.

No debemos olvidar que es sumamente importante que podamos alentarlos, hacerlos sentir capaces y seguros. Así mismo respetar sus momentos de estudio y darle valor a lo que se está haciendo.

Varinia Signorelli C.

Seguir leyendo
Publicidad
Esto también te podría interesar...
Click para comentar

Debes ingresar para poder escribir un comentario Ingresar

Más en Hijos

Subir
A %d blogueros les gusta esto: