Tipos de parto: sus diferencias y clasificación
Revisa nuestras redes sociales

Tipos de parto: sus diferencias y clasificación

Embarazo y parto

Tipos de parto: sus diferencias y clasificación

Existe un dicho popular que dice “Uno propone y Dios dispone” y en el parto puede ocurrir algo similar porque puedes tener pensado un tipo de parto especifico pero existen ciertos factores que pueden cambiar los panoramas al momento de dar a luz.

Tipos de parto

Si estás pensando en quedar embarazada o ya lo estás debes conocer e informarte sobre los tipos de parto, sus diferencias y cómo se clasifican, esto te ayudará a planificar tu trabajo de parto siempre que no existan complicaciones durante el embarazo y así disfrutar plenamente el nacimiento.

Tipos de parto

Parto natural

En este tipo de parto no hay intervención de medicamentos ni para la mamá o para el bebé que está por nacer. El parto natural es posible cuando los látidos del bebé y la frecuencia e intensidad de las contracciones son normales. Si el parto natural es tu elección recomendamos prepararte durante el embarazo con yoga, hipnosis o clases prenatales.

Tienes que leer esto:  USO DEL FOAM ROLLER EN EL EMBARAZO

Parto en el agua

El parto en el agua es una variante del parto natural. La principal ventaja de este tipo de parto es que el agua favorece la dilatación, relaja y reduce la percepción del dolor. El parto en el agua comienza con la fase de hidroterapia donde el agua circula por medio de filtros con una temperatura de 37 grados calmando los dolores y relajando al bebé una vez que nace porque este tipo de parto en el agua le dará una sensación similar al líquido amniótico.

Parto en cunclillas

La posición en cunclillas en este tipo de parto permite que el nacimiento sea más rápido gracias a la ayuda de la fuerza de gravedad. Cuando llegue el trabajo de parto necesitarás menos puje y podrás recibir directamente en tus manos a tu bebé con un instante de apego inmediato. Al igual que el parto en el agua, este tipo de parto dependerá de las condiciones e implementación de la clínica u hospital y si tu doctor maneja estás dos técnicas.

Tienes que leer esto:  El estrés en el embarazo puede generar dificultades en los niños

Cesárea

Dentro de los tipos de parto, la cesárea es utilizada cuando el trabajo de parto se complica. Tensión fetal, estrechez pélvica, sangrado vaginal o infecciones que afecten el cuello uterino son algunas emergencias que pueden generar un parto con cesárea modificando el trabajo de parto. La cesárea se realiza una incisión en la pared abdominal y en el útero para extraer al bebé. Se utiliza anestesia y según la emergencia se aplica otros remedios.

Clasificación de partos

Si ya elegiste un tipo de parto para dar a luz, debes saber que el parto puede clasificarse de distintas formas, según la gestación:

Parto de término

Tienes que leer esto:  Embarazo: estos son los deportes que puedes realizar en cada etapa

Es el que ocurre entre las 37 y 42 semanas de gestación.

Parto pretérmino

Es el que ocurre entre las 28 y las 37 semanas de gestación.

Parto postérmino

Cuando el parto ocurre después de las 42 semanas de gestación.

Parto eutócico

El parto eutócico es el parto normal iniciándose de manera espontánea y cuando el embarazo finaliza sin complicaciones.

Parto distócico

El parto distócico es cuando se necesitan maniobras o intervenciones quirúrgicas para la finalización del parto, en otras palabras cesárea.

Parto espontáneo

No es necesario realizar maniobras para su expulsión.

Parto inducido-estimulado

Cuando es necesario inducir las contracciones del trabajo del parto mediante medicación exógena.

Equipo Supermadre

Seguir leyendo
Publicidad
Esto también te podría interesar...
Click para comentar

Debes ingresar para poder escribir un comentario Ingresar

Más en Embarazo y parto

Subir
A %d blogueros les gusta esto: