Parto respetado: una vida distinta 
Revisa nuestras redes sociales

Parto respetado: una vida distinta 

Embarazo y parto

Parto respetado: una vida distinta 

  
Hace algún tiempo que venimos oyendo sobre el parto respetado o parto humanizado, pero ¿se conoce realmente su significado?

El parto respetado es un parto donde la mujer decide sobre lo que quiere durante el trabajo de parto y cómo tener a su hijo, es un parto sin intervenciones mientras transcurra en una senda fisiológica, donde se le permite a la naturaleza manifestarse sin interponernos en los procesos animales que nos conectan con la tierra, dejando que realice su curso libremente. 

Se trata de un proceso donde la mujer es protagonista de su parto y puerperio y donde sólo el equipo médico intervendrá si hay una desviación anormal.

 En el parto respetado, la mujer es tratada con respeto y todos los que estamos a su alrededor somos facilitadores en el desarrollo de su trabajo de parto y nacimiento. Es ella quién decide con quién estar acompañada y es el equipo quién debe facilitar un espacio familiar donde la triada, mamá, papá y el recién nacido, sean los actores principales.

Tienes que leer esto:  6 extrañas partes del cuerpo que se hinchan durante el embarazo

Implica acatar los tiempos biológicos y psicológicos de la mujer, considerándola una persona sana, de modo que se facilite su participación como protagonista de su propio parto, favoreciendo la posibilidad de movimientos libres y de parir en la posición más cómoda que le parezca. Se trata de tener una máxima intimidad y seguridad.

Para que un parto sea humanizado o respetado, el equipo médico debe informar a la mujer de posibles intervenciones que se le vayan a realizar, de manera que participe activamente en la toma de decisiones, tanto durante el trabajo de parto, como en el parto y postparto. Luego del nacimiento, tanto el médico como la matrona, deben favorecer el apego piel con piel, permitiendo a esta nueva criatura adaptarse más cálida y placenteramente en este mundo, con la seguridad que le genera el estar en el regazo de su madre, sintiendo sus latidos, su respiración, su olor, sus caricias y su voz, porque sin necesidad de que lo demuestren, sabemos que las necesidades básicas fisiológicas de un recién nacido pueden resumirse en estar con su mamá.

Tienes que leer esto:  Comenzó mi trabajo de parto ¿qué hago ahora?

¿Y a qué se debe esta fuerza de querer generar un cambio?

Nos hemos dado cuenta que la manera de como recibimos a estos niños, así como el apoyo que le damos a la mujer embarazada, determina el futuro de nuestro planeta, de nuestra civilización. El nacimiento es el inicio de nuestra historia escrita en un libro, sin posibilidad de borrar ni sacar la hoja. 

El nacimiento deja una huella subjetiva e indeleble, como cada hecho relevante en nuestras vidas. Entonces, nos damos cuenta que es fundamental demostrar en este momento único e irrepetible que significa el nacimiento, la capacidad de los seres humanos de respetar y amar, para que estos niños tengan una relación distinta con la vida, con la naturaleza, con la familia y con las parejas en el futuro. 

Tienes que leer esto:  5 beneficios claros de tener un Parto sin anestesia

María Jesús Farizo G.

Matrona y asesora de lactancia.

https://www.facebook.com/BabymedChile/

Seguir leyendo
Publicidad
Esto también te podría interesar...
Click para comentar

Debes ingresar para poder escribir un comentario Ingresar

Más en Embarazo y parto

Subir
A %d blogueros les gusta esto: