Revisa nuestras redes sociales

Carta a todas las niñas del mundo: “No necesitas ser una princesa y No necesitas de un hombre para ser feliz”

Madres

Carta a todas las niñas del mundo: “No necesitas ser una princesa y No necesitas de un hombre para ser feliz”

Pequeña mía, el mundo no es como nos lo contaron.

Había una vez un mundo de princesas que vivían en las altas torres de los castillos y necesitaban ser rescatadas por un príncipe, para casarse y solo así llegar a ser felices para siempre.

Muchas mujeres crecimos escuchando ese tipo de cuentos, soñando con un príncipe azul y vestidos rosados. Al dejar de ser niñas, esperábamos estar en pareja con el hombre “perfecto” porque de esa forma seríamos felices. Y la realidad es tan distinta a eso. Te diré algo que quiero que recuerdes por siempre: No necesitas ser una princesa y NO necesitas de un hombre para ser feliz.

Te lo voy a explicar:

La ropa es simplemente eso, ropa. Y tú debes usar la que te guste, la que te permita estar cómoda, con la que TÚ te sientas linda, con tu concepto de lo que es ser linda, no necesitas vestirte linda para los ojos de los demás. Basta con que tú te sientas bella y brillaras para el resto. No necesitas vestir “colores de niña”, eso preciosa mía, no existe, los colores son colores y punto. Puedes vestir de negro, azul, rojo, amarillo o del color que te de la gana. No necesitas vestir de algún tono de rosado o morado porque esos son los “colores de niña”. Pero si a ti te gustan, úsalos y está todo bien. Lo que no quiero que te ocurra es que sientas que “los colores de niña” son tus únicas opciones.

Tienes que leer esto:  ¿Cómo explicarle a mis hijos que tengo Cáncer de Mamas?

Lo mismo pasa con los juguetes, son simplemente eso, juguetes y puedes usar lo que tú quieras. No estás limitada a jugar con muñecas, mamaderas, pañales y juegos de cocina. Cuando crezcas tanto tú, como tu pareja, ya sea hombre o mujer igual que tú, tendrán que encargarse de hacer cosas de casa. Ahora puedes jugar con autos, armar torres gigantes, jugar con lego, subir árboles, correr sin zapatos por el pasto, puedes tener un telescopio si te gustan las estrellas, jugar con una pelota y practicar artes marciales. Explora todos los juegos y deportes que te plazcan, conócete, ve que te gusta y que no. Pero no te limites solo a las muñecas, porque son los “juguetes de niña”. ¡¡Tú puedes hacerlo todo, de verdad que sí!! Que no te de miedo el qué dirán, que eso nunca dirija tu vida. Porque tu vida, mi pequeña, la diriges sólo tú.

Tienes que leer esto:  Viajar con un bebé: ¿Qué hacer antes y durante un vuelo en avión?

Tú eres valiosa simplemente por ser tú. No necesitas a nadie más. Debes amarte, por quién eres, cuidar tu cuerpo que es lo único que tienes que te acompañara toda la vida. No debes ser flaca, solo debes cuidar tu cuerpo para estar saludable.

Lee mucho mi pequeña, lee sobre todo aquello que llame tu atención, infórmate de todo lo que necesites. La información es poder y quiero que seas poderosa.

Es importante que te conozcas, que reconozcas tus emociones y sepas como manejarlas y expresarlas. Júntate con gente que aporte en tu vida y aléjate de quienes te resten. No debes ser amiga de todo el mundo, ni estar en todas partes. Quédate en los lugares donde te tratan bien, donde te sientas cómoda, donde te sientas como en casa. Y por favor pequeña huye de aquellos lugares donde no te sientas querida, donde no te respeten y donde no te valoren. Eres demasiado valiosa e importante para que pierdas tu tiempo en esos lugares y con esa gente. La vida pasa rápido y como aún eres pequeña quizás se te hace difícil dimensionarlo, pero créeme, no vale la pena quedarse a esperar a que te quieran o que te traten mejor. Puede no ocurrir nunca.  Tú eres valiosa por quien eres y no mereces quedarte donde no te tratan bien. No toleres lo que no te gusta y no lo toleres nunca, ¿sabes por qué? porque con lo que toleras le enseñas a la gente a cómo tratarte.

Tienes que leer esto:  Los beneficios del Yoga para los niños

Antes, las mujeres adultas necesitaban estar con un hombre para ser “vistas e importantes” en la sociedad. Por suerte hace tiempo que eso ya no es así. No te digo que no estés con uno, te digo que estés con quien ames y con quien te haga sentir profundamente amada y su trato contigo esté a la altura de lo valiosa que eres.

Eres una niña, pero no como las princesas de los cuentos, en que su vida estaba limitada al rosado y a esperar al príncipe. Eres una niña moderna, una niña libre, poderosa y empoderada. Y puedes hacer todo lo que te propongas. ¡Que no se te olvide nunca!

Te abrazo fuerte mi pequeña.

Psicóloga Carolina Musso

IG: @ps.carolina.musso

Click para comentar

Debes ingresar para poder escribir un comentario Ingresar

Más en Madres

Subir
A %d blogueros les gusta esto: